Un usuario de TripAdvisor publicó una crítica negativa sobre un restaurante ubicado en Galicia. Criticó la calidad, la preparación y el sabor del marisco que habían pedido y señaló, en mayúsculas, que no lo recomendaba. Un punto sobre cinco.

Parece una crítica negativa normal hacia un restaurante en el que se sufrió una mala experiencia. Sin embargo, el restaurante contestó al comentario y reveló lo que de verdad había sucedido.

Según los responsables del restaurante, efectivamente, la comida no había sido del gusto de los comensales. Tras el postre y haberles invitado a una crema de orujo, se les preguntó qué tal la comida, a lo que les contestaron lo mismo que en el comentario. Una crítica constructiva que nunca se tomó a mal.

Sin embargo, cuando salieron a fumar ¡nunca más regresaron! Nadie entró a pagar la cuenta, la comida (pese a que no les gustó según su opinión) se la habían terminado sin haber pagado nada por ello.

Lo más sorprendente de todo es que, además de criticarla en el mismo restaurante y marcharse sin pagar, se atrevieron a publicar un comentario negativo.

Los responsables del restaurante no solo han criticado al usuario en su respuesta por el comportamiento hacia ellos, sino que también les han advertido que tenían cámaras de seguridad y que han puesto la pertinente denuncia para solucionar judicialmente lo ocurrido, dado que irse de un establecimiento sin pagar es delito.

No ha habido respuesta por el momento del usuario, aunque si termina en la cárcel, esperaremos a ver su crítica por la estancia que pase en prisión.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: